"No se perdona sin reparación"

MOISES LEMLIJ. Ha presidido la Sociedad Peruana de Psicoanálisis y ya perdió la cuenta de sus pacientes en el diván. Estudioso de la mente, escritor. Moisés Lemlj siempre regresará a Freud.



¿Qué has aprendido ahora que no puedes salir de tu casa con absoluta libertad?

Que tú eres la mejor y la peor compañía, al mismo tiempo.



¿A quién has extrañado demasiado en estos días de confinamiento?

A mis hijos y mis nietas. No basta el Skype.


¿A qué le temes hoy?

Igual que siempre: el dolor y la muerte. Decía Unamuno: a la nada prefiero los infiernos.


¿Qué cosa que te parecía importante hoy te parece insignificante?

No he cambiado, quizá solo la libertad.


¿Si no pudieras volver a ejercer el psicoanálisis con cuál de tus gurús te quedas satisfecho para siempre?

Freud, solo Freud.


¿A quién has perdonado en este encierro?

No se perdona sin reparación.


¿Qué te han enseñado tus hijos en la cuarentena?

Mi hijo me ilustró sobre Mangas, mi hija a ser abuelo a la distancia.


¿Con qué frase has sobrellevado la incertidumbre?

Así es la vida.


¿Qué plan que tenías para este año has cancelado con absoluta tristeza?

Mi viaje para ver a mi hija y a mis nietas. Eso duele.


¿En dónde está la felicidad?

Dentro de uno. En el mismo lugar en donde está la miseria.


¿Qué lugar de Lima es el que más extrañas?

El Olivar.


¿Si tu restaurante preferido hoy estuviera abierto qué plato pedirías sí o sí?

Una huaitia en el Señorío de Sulco.


¿Qué parte de tu personalidad que no conocías has descubierto durante el confinamiento?

Me da vergüenza descubrir que hay personas a quienes desprecio.


¿Cuál ha sido tu sueño recurrente?

Mi madre.


¿Qué música te ha acompañado durante el encierro?

Rapsodia sobre un tema de Paganini.


¿Qué te ha sacado de quicio?

Como siempre la estupidez humana, ajena y propia.


¿Descríbeme en una frase tu encierro.

Paz y desesperación.


¿Cuéntame una anécdota insólita de tu cuarentena.

Esta cuarentena es una anécdota insólita.


¿Qué crees que ha cambiado en ti?

Soy el mismo tonto de siempre.


¿Qué piensas cuando te vas a dormir?

Que sueño recurrente que mi mamá me cuida. Esto entiendo: si yo no me cuido, ¿quién me va a cuidar? Y si yo no te cuido, ¿quién te va a cuidar?


Suscríbete al blog de Milagros Leiva

Puedes enviar tus comentarios

  • Facebook
  • Gris Icono de Instagram
  • Twitter
  • Linkedin

© 2020 Para milagrosleiva.com / creado por YURAQ